Schürzen

De WikiTanks
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Un carro Panzer IV con blindaje espaciado tipo Schürzen.

Los Panzershürzen o simplemente Schürzen ("faldones blindados" o "faldones" en alemán) eran un tipo de blindaje espaciado utilizado en numerosos vehículos blindados de combate alemanes durante la Segunda Guerra Mundial para, aún con cierto debate sobre esto, en principio contrarrestar los efectos de los fusiles anticarro pero que luego también fue efectivo contra los proyectiles de carga hueca como los PIAT y los Bazooka.[1][2] Solían estar ubicados en los laterales del casco del vehículo, acompañado en algunos casos de un blindaje similar rodeando los laterales y parte trasera de la torreta, ya que todas estas solían ser las partes menos protegidas de los vehículos blindados y más vulnerables a ese tipo de armamento.

El dispositivo consistía en unas planchas de metal de poco grosor, de 5 a 8 mm, alejadas del casco del blindado mediante unas sujeciones metálicas, que cubrían aproximadamente desde la parte superior del casco hasta la mitad vertical del mismo. La parte más baja del casco estaba más protegida por las propias ruedas del carro. A algunos de los Schürzen se les aplicaba pasta Zimmerit o bien no eran macizos, sino que consistían en una rejilla. Esto se hacía para evitar la adhesión de cargas explosivas magnéticas o abaratar costes.

Su funcionamiento era el siguiente. Cuando un fusil anticarro disparaba al lateral de un carro protegido con Schürzen, podía perforar este blindaje espaciado pero la trayectoria y velocidad del proyectil era desviada y reducida por éste llegando con poca fuerza al blindaje principal del carro, donde ya sería finalmente detenido sin apenas provocar daños al vehículo. En el caso de un proyectil anticarro de carga hueca de tipo HEAT, especialmente los de baja velocidad como eran los lanzados mediante cohete con armas portátiles, éste detonaría en el momento de golpear el blindaje espaciado por lo que la explosión de la carga hueca se producía en el exterior del blindado a cierta distancia, anulando el efecto Munroe y su mortífero efecto para la tripulación.

Esta protección adicional no era válida para detener proyectiles perforantes de otros carros o de cañones anticarro que no fueran de carga hueca, debido a que su escaso grosor apenas afectaba al alto calibre de estos proyectiles y a la alta velocidad a la que normalmente eran disparados.

Vehículos que fueron equipados con blindaje Schürzen

Referencias

  1. Thomas, Steven (2003-07-16),Why were Schürzen introduced in WW2?
  2. Steven J. Zaloga. Bazooka vs Panzer: Battle of the Bulge 1944. Bloomsbury Publishing, 2016, ISBN 9781472812513